Disfruta de la ciruela todo el año: aprende a preparar mermelada

Disfruta de la ciruela todo el año: aprende a preparar mermelada

Aunque podemos encontrar muchos productos durante todo el año en los mercados municipales y tiendas de proximidad, otros tienen sus temporadas óptimas, que es cuando conviene comprarlos, ya que su sabor y calidad son excepcionales.

Esto sucede especialmente con las frutas, por eso, te traemos una forma de poder disfrutar de tu fruta favorita cuando quieras: ¡aprende a preparar una mermelada!

En esta ocasión prepararemos una deliciosa mermelada de ciruelas, ya que es un producto cuya temporada va desde junio hasta septiembre y conviene que la prepares si quieres poder disfrutar de esta fruta los próximos meses.

 

INGREDIENTES

  • 500 gr de ciruelas del tipo que prefieras. Siempre será mejor que estén maduras, ya que estarán más dulces y jugosas, pero tampoco es imprescindible.
  • 200 gr de azúcar blanco. La cantidad de azúcar puede variar dependiendo de los gustos de cada uno.
  • Zumo de ½ limón.

 

ELABORACIÓN

Lava las ciruelas con agua fría, sécalas y córtalas por la mitad. Extrae el hueso y deposítalas en un bol.

Exprime el limón y cuela el zumo para quitar las pepitas.

Echa el zumo de limón junto con el azúcar y mézclalo bien con las ciruelas. Déjalo reposar durante 1 hora.

Una vez pasado el tiempo, vierte todo dentro de una olla y enciende el fuego a temperatura media. Una vez la mezcla empiece a hervir, baja el fuego y deja que se cocine durante unos 30 o 40 minutos. Ve partiendo con la cuchara las ciruelas para que se vayan deshaciendo.

El tiempo total irá en función de la temperatura y de cómo te guste la mermelada. Es importante que durante los últimos minutos vigiles bien que no solidifique demasiado. Es conveniente sacarla del fuego cuando aún tenga una textura algo líquida ya que, una vez se enfríe, se solidificará y si nos pasamos se quedará demasiado dura.

En este caso no hace falta triturar la mermelada porque las ciruelas se deshacen por completo, pero si quieres que no se note ningún trocito, puedes pasarlo por la batidora.

Antes de que se enfríe guárdala en un tarro de cristal y después déjala reposar al menos una hora.
¿Con qué comer la mermelada de ciruela?

¡Las opciones son infinitas! Esta mermelada combina tanto con dulce como con salado, por lo que te servirá en infinidad de ocasiones para darle un toque perfecto a tus recetas.

Si eres más de dulce, puedes utilizarla de la forma más clásica en unas tostadas o bien en una crepe, unas tortitas o junto con otra fruta y un yogurt natural. Si por el contrario, eres de los/las que prefieren el salado, la mermelada de ciruela está buenísima mezclada con queso brie y, si te gustan los contrastes, puedes añadir un poco de mermelada en una hamburguesa con cebolla caramelizada y queso de cabra, o utilizarla para darle un toque ideal a una ensalada de queso burrata, frutos secos y canónigos.

 

Compatir aquesta notícia